Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
15 diciembre 2016 4 15 /12 /diciembre /2016 15:44

 

 

 

Por : Juandemaro Querales   

 

La Academia Sueca acaba de conceder el Nobel de Literatura al  Trovador Norteamericano: Bob Dylan, representante de la canción Folk.

Perteneciente a la Generación Beatnik: Ginberg, Kerouac, Merthon. Este cantautor supo expresar el sentimiento de rechazo a las políticas instrumentadas por Estados Unidos, una vez convertida en la Nación más poderosa del mundo, al termino de la Segunda Guerra mundial. El ser la mayor Potencia económica y militar, el resto de la tierra va a fijar su atención a la llamada América Wife off life para elaborar de forma sincrética su construcción del imaginario

Pero hay un hecho que va a producir una fractura en esa gran sociedad. La gran Nación de los Masones será sacudida desde sus cimientos cambiando su fisonomía de país de inmigrantes. Racismo, Pacifismo, rechazo a la guerra de Vietnam. Realidad que buscará cauces hacia el imaginario del norteamericano común. Que mejor expresión que la música Country. La fluidez y la sencillez de sus letras, impactaron rápidamente a una población totalmente urbana. Dylan y Lennon, serán en estos años difíciles de la década de los años sesenta, los Gurus de aquellas generaciones contestatarias, que se lanzaron a la calles de Paris, Praga, México, Los Ángeles.

 

Quienes decían que la poesía, la literatura y el arte en general, era oficio de académicos y profesores estereotipados, erraron. De esas reflexiones fastidiosas, pastosas, que no dicen nada; paso como la novela objeto del Romain Novele, nadie recuerda a Robbe Grillet y Nataniel Sarraute. En cambio Lennon y los Beatles y Bob Dylan en sus conciertos en Ciudades y Praderas, viven en el corazón de la cultura urbana, a lo largo de ese inmenso país y el espacio de la cultura anglosajona en general.

 

La imposición por la fuerza de la cultura dominante a las otras civilizaciones, diría Huntington, con las armas de destrucción masivas y la ideología hollywoodense, llevan el Folk del New Orleans, de Alabama, de New México y Texas, produciendo un hibridismo que contagia a cultores y hombres de ideas en todo el orbe.

 

Con màs de 15 libros de poesía y centenares de canciones, este cantautor, recoge los sueños de cada norteamericano, por eso es el representante natural de esa abigarrada cultura, que tanto preocupó a los frankurtianos  como Marcuse. La Sociedad Unidireccional, y la Sociedad Abierta y su Detractores de Karl Popper, que tanto admiró y estudió Mario Vargas Llosa, cuando se proponía optar a la Presidencia del Perú pre-fujimorista.

 

Hay algunos obtusos que creen que la entrega del Nobel a Bob Dylan fue un error de los Suecos. Haya ellos con sus eternas equivocaciones. El cantante de Folk, el Trovador urbano por excelencia. Es el nuevo Walt Whitman, que cantó a un nuevo tiempo, que llegó con el beisbol y la goma de mascar. Dylan será recordado en el tiempo futuro como el Horacio y el Apuleyo de una Civilización pragmática y total, como la Roma antigua. Admirada por los padres fundadores y por la Francmasonería.

 

Los consumidores de los nuevos lenguajes, reciben su espaldarazo y la Academia Sueca le insufla nuevos bríos a la ideología del ocio y la estolidez. Distinto hubiese sido que volvieran a distinguir a aquellos poetas o escritores del Mar del Norte, que pasan desapercibidos y hacen las delicias de los acartonados profesores de Literatura.

 

Octubre de 2016-10-26

Compartir este post

Repost 0
Published by Juandemaro Querales
Comenta este artículo

Comentarios

Presentación

Enlaces